Judaismohoy
Buscador . . . . . . . . . . . .
 






Shabat Shalom


La Hoja Nueva - Vayerá 1
Por. Adaptación Rav Gabriel Guiber



Untitled Document

El descenso no se detiene fácilmente

“Sólo porque no hay temor a Hashem en este lugar”

(Bereshit 20,11)

El Maguid de Ierushalaim, rabi Shabtai Iudlevich ztz”l, se encontró una vez con un policía que no cuidaba la Tora y sus preceptos, un hombre de su edad, y entre ellos se entabló una conversación sobre la situación de esta generación.

Comenzó a hablar el policía: tú seguramente lo sabrás, pero jamás soñamos descender tan bajo. Pensamos en levantar un país “libre”, donde no se cuide el Shabat, donde la gente no se coloque los Tefilin. Pero jamás pensamos que llegaríamos a este extremo. Nadie pensó en algo tan terrible, ¿quién pudiera haber soñado que la gente sería tan malvada, que el país estaría lleno de ladrones y delincuentes?

Sonrió rabi Shabtai y le dijo: te daré un ejemplo. Hace poco tiempo, estuve cerca del edificio “Col Bo Shalom” de Tel Aviv (en ese entonces, el más alto del mundo), y para mi sorpresa, veo un iehudi parado en la terraza del piso treinta, que saca una pierna hacia afuera, saca la otra pierna…

Y le grité: escucha, ¿qué quieres hacer?

Y me dijo: ¡yo voy a saltar hacia abajo!

¿Estás loco?, le pregunté, si saltas desde la altura de treinta pisos, no podré ni juntar tus pedazos ni tampoco limpiar la vereda en el lugar del impacto…

No, dijo el hombre, nadie debe preocuparse, yo voy a saltar, voy a caer dos pisos y detendré mi caída…

¿Acaso esto que dijo el hombre es posible?, ¿puede saltar, caer solamente dos pisos y entonces decidir que ya no quiere caer más?

¿Qué habían pensado, tú y tus amigos, querido policía? Veo que pensaron que podían hacer descender la rectitud de un pueblo hasta cierto punto. Creyeron que podían eliminar, Jas Veshalom, el lado derecho de las Tablas de la Ley, donde están las leyes entre nosotros con nuestro Creador. Hacer que estas leyes no se cumplan. Pero, mantener el lado izquierdo, donde están las leyes entre una persona y su compañero. Tienes que saber que eso no es posible. “Porque dije que solamente falta temor a Hashem en este lugar, y me querrán matar para llevarse a mi esposa”.

Si ellos, en el desierto, hicieron un becerro de oro, a la fuerza es porque también “salieron a jugar”, junto con la idolatría, estaban también las relaciones prohibidas y el derramamiento de sangre. No es posible una cosa sin la otra. No existe que una persona peque contra Hashem y no peque contra los hombres, ni tampoco al revés. Puede comenzar así, lo alenu, pero terminará cayendo hasta el final… Y todo porque en ese lugar, no había temor a Hashem…

  (Umatok Haor)

  Leiluy Nishmat 

León Ben Ezra  ז”ל

 




Tus comentarios:
Nombre
Apellido
EMAIL Dirección obligatorio
Mostrar mi email?
Si   No
Resumen (en una línea):
Comentarios obligatorio

Campo validacion 7+1=:
 
 suscripción
 direccion email:
  Clik

Semana a semana
Perlas
Visiones
Brainstorming
Temario semanal
En profundidad
Actualidad
Selecciones
Haftara semanal

 

Judaismo para Hoy en español
Copyright © 1995-2021 Todos los derechos están reservados a judaismohoy.com
Queda prohibida la reproducción de todo el material escrito y dibujos usados en este sito sin la autorización de judaismohoy.com
Por favor no leer el contenido de este sitio en Shabat y en las Fiestas judías



[ CONTACTENOS ]

[Vida Judía]    [Nuestras Fuentes]    [Cocina Judía]    [Entendiendo el Judaísmo]   
[Cocina Judía]    [Festividades]    [Para Reflexionar]    [Januca]   
[Para Reflexionar]