Judaismohoy
Buscador . . . . . . . . . . . .
 






Shabat Shalom


La Nueva Hoja Jaie Sará
Por. Adaptación Rav Gabriel Guiber



Untitled Document

בס"ד

 

 

LA VELA, LA MASA Y LAS NUBES

¡LA MUJER JUDIA!

“Itzjak la trajo (a Rivka) a la tienda de Sara, su madre…”

(Bereshit 24,67)

 

En nuestra perasha aparece el relato sobre el examen que tuvo que atravesar Rivka Imenu, para mostrarle al mundo que podía ser una mujer digna para Itzjak.

Y el siervo de Abraham Avinu, el damasceno Eliezer, le cuenta a Itzjak todas las cosas que le ocurrieron. En especial, le habla sobre los milagros que Hashem le hizo: que se le acortó el camino, que cuando le pidió a Hashem que le ayude a encontrar la mujer indicada, Hakadosh Baruj Hu se la puso delante, y así, Itzjak la llevó a la tienda de su madre.

Explica Rashi: la trajo a la tienda, y parecía que su madre hubiera vuelto a la vida. Ya que todo tiempo que Sara estuvo con vida, había una vela encendida desde la víspera de Shabat hasta la próxima víspera de Shabat, la bendición estaba siempre presente en la “masa” (para amasar y hornear el pan), y una nube permanecía continuamente al lado de su  tienda.

Cuando Sara murió, todo esto se interrumpió, y ahora que Itzjak introdujo a Rivka en la tienda de la madre, todas estas señales volvieron a aparecer como antes…

¡Qué profundidad hay en las palabras de nuestros sabios! Un mundo entero reunido en unas pocas palabras. Y trataremos de ver con un hecho real lo que pueden hacer sólo unas pocas palabras…

Un joven iehudi de los Estados Unidos, hijo de una de las tantas familias de ese país que, lamentablemente, se asimilaron y habían dejado el cumplimiento de la Tora y sus preceptos, tenía una costumbre desde muy pequeño: visitar la casa de su abuelito, que sí cumplía con la Tora y sus preceptos. Y lo que más amaba desde pequeño era visitarlo los viernes por la noche, durante la comida de Shabat. Y una melodía grata, quedó grabada en su cabeza, la canción “Eshet Jail” (mujer virtuosa).

Pasó el tiempo y el abuelo dejó este mundo. El nieto creció, se casó y formó una familia con una joven iehudia, americana, muy alejada de la Tora y sus preceptos. El le pidió sólo una cosa: que los días viernes por la noche extienda la mesa con un mantel blanco y que se sienten a comer una comida festiva, a la luz de las velas.

Los viernes por la noche, cuando estaban sentados, comiendo, el muchacho tarareaba esa agradable melodía.

¿Qué es esa canción?, preguntó la esposa.

El marido no sabía qué contestar, sólo le dijo: es una canción que mi abuelo cantaba los viernes por la noche, y yo solamente recuerdo las palabras del comienzo.

A la mujer le entró la curiosidad. Los iehudim religiosos de “Boro Park” seguramente sabrán el significado de esas palabras, sugirió.

Viajaron al barrio religioso y entraron a un comercio en el que vendían libros. El muchacho se dirigió al vendedor: yo estoy buscando una canción, que comienza con las palabras “eishesjail miimza”, dijo, comenzando a tararear la melodía.

El vendedor no reconoció la melodía, pero entendió de qué se trataba. Abrió un “Sidur” de oraciones con traducción al inglés, y les mostró dónde estaba la canción.

Volvieron a su casa y la mujer leyó con detenimiento la letra de la canción: si el iahadut considera de esta forma a la mujer, yo quiero conocer todo eso…

Se anotaron en un seminario de “Arajim”, y al poco tiempo retornaron, los dos juntos, al camino de sus ancestros, al cumplimiento de la Tora y sus preceptos.

Mirando desde este punto de vista, pensemos en lo que significan las bendiciones que tuvieron “Imotenu Hakedoshot” (nuestras madres, Sara, Rivka, Rajel y Lea). Ellas fueron el ejemplo de lo que debe ser una mujer de nuestro pueblo, una verdadera “ama de la casa”.

Primero: la vela encendida desde la víspera de Shabat hasta la víspera siguiente de Shabat. Es muy recomendable conseguir que en la casa se mantenga el mismo ambiente que debe reinar en Shabat, ese ambiente de tranquilidad y Santidad, durante toda la semana.

Si conseguimos que continúe la influencia del Shabat durante toda la semana, entonces, reinará la calma y la serenidad, la misma espiritualidad y la misma Santidad.

La mujer de Israel enseña cómo debe ser la vida con la Tora, y supervisa el comportamiento de los niños.

Y así dijo el Maran Hajazon Ish ztz”l a un Rosh Ieshiva: tú tienes que conducirte con todos los muchachos con un gran respeto, nunca sabrás de cuál de ellos saldrá el gran rab de la próxima generación. Ya que la mayor de las posibilidades no está en la enseñanza de sus maestros sino en las oraciones de su madre o en las lágrimas de su abuela…

Segundo: la bendición en la masa. Para entender esta bendición debemos investigar y profundizar en un versículo del “Eshet Jail”: busca la lana y el lino, y con ellos hará las prendas, obra de sus manos.

La mujer recibe materias primas, y al pasar por sus manos se transforman en cosas bonitas, que todos querrán utilizar. El marido trae el sueldo que cobra cada mes, ¿acaso él comerá billetes? La mujer realiza una compra inteligente y transforma esos billetes incomibles en sabrosos manjares. Ella se ocupa del lavado y secado, planchado y plegado, separado y guardado de la ropa, limpia y suave, pero, además de todo esto, fortalece y conduce la casa.

Y por sobre todas las cosas (la tercera): la nube sobre la tienda. La nube, es el símbolo de la presencia de la Divinidad, tanto en el Mishkan (el Tabernáculo del desierto), como en el Beit Hamikdash (el Templo Sagrado, primero y segundo).

Lo primero y principal, el centro de todas las cosas. La parte fundamental que aporta la mujer en la casa es acercar la presencia de la Divinidad, y así nos lo enfatizó el Maran Hajida ztz”l, que de la Tora puede extraer la señal que nos indica que la Santa Divinidad llega a la casa, gracias a las cualidades de la mujer.

¡Cuán grande es su mérito!, pero también, ¡qué grande es su responsabilidad!, para que continúe en la casa la luz del Shabat y la gracia de la espiritualidad, todo orientado hacia el estudio de la Tora y hacia el cumplimiento de los preceptos.

        

 

Traducido del libro Maian Hashavua.

 

 

 

 

Leiluy Nishmat

 

Israel Ben Shloime   z”l

 

Lea (Luisa) Bat Rosa    Aleha Hashalom

 

Iemima Bat Abraham Avinu    Aleha Hashalom




Tus comentarios:
Nombre
Apellido
EMAIL Dirección obligatorio
Mostrar mi email?
Si   No
Resumen (en una línea):
Comentarios obligatorio

Campo validacion 2+1=:
 
 suscripción
 direccion email:
  Clik

Semana a semana
Perlas
Visiones
Brainstorming
Temario semanal
En profundidad
Actualidad
Selecciones
Haftara semanal

 

Judaismo para Hoy en español
Copyright © 1995-2021 Todos los derechos están reservados a judaismohoy.com
Queda prohibida la reproducción de todo el material escrito y dibujos usados en este sito sin la autorización de judaismohoy.com
Por favor no leer el contenido de este sitio en Shabat y en las Fiestas judías



[ CONTACTENOS ]

[Vida Judía]    [Nuestras Fuentes]    [Cocina Judía]    [Entendiendo el Judaísmo]   
[Cocina Judía]    [Festividades]    [Para Reflexionar]    [Januca]   
[Para Reflexionar]